Revista nº 533
ISSN 1885-6039

Baile del Tambor (I)

Viernes, 08 de Abril de 2005
Dailos Dorta Barroso y Adrián Chinea Niebla (miembros de la A.F. Chácaras y Tambores de Guadá)
Publicado en el número 47

Desde tiempos inmemoriales, el canto, acompañado de chácaras y tambores, ha sido la forma de expresión de los gomeros. Auténtica seña de identidad, crónica de nacimiento, vida y muerte.



Desde tiempos inmemoriales, el canto, acompañado de chácaras y tambores, ha sido la forma de expresión de los gomeros. Auténtica seña de identidad, crónica de nacimiento, vida y muerte. Presente en el proceso productivo de la comunidad, tanto en las labores del campo como en las domésticas y artesanales, pero sobre todo en ese tiempo entre trabajos, en descansos y pausas, o tras finalizar las tareas propias de la jornada (prácticamente usado como canto de trabajo); en la vida cotidiana y como vehículo de relaciones sociales; en las fiestas religiosas y patronales y en los ritos funerarios (como por ejemplo el velorio de los angelitos).

Los romances que se cantan, bien pueden ser de la tradición traída por los colonizadores europeos, o de creación local en cuyo caso reciben el nombre de coplas. En este rico patrimonio que es el romancero gomero y el Baile del Tambor, conviven elementos claramente aborígenes, como son los instrumentos empleados (tambor y chácaras), el ritmo y forma de cantar y bailar; con aportaciones castellanas, como son el romance o el encordado del tambor.

Es este alejamiento de los patrones musicales europeos el que hace que a mucha gente le resulte tan extraño el oír a los cantadores gomeros, creando una falsa impresión de monotonía y desafinación. En el juego establecido entre el solista (romanciador), que va cantando una historia; y el coro, que va respondiendo el pie de romance (que es el auténtico sostén de la interpretación), se va creando una atmósfera de abandono que hace que los interpretes entren en esa especie de trance que caracteriza al Tambor gomero. El elemento característico del Baile del Tambor es la mudanza. El término mudanza hace referencia a los diferentes pasos o formas de bailar pero es mucho más que eso. La mudanza es un punto de referencia de la libre expresión individual en la que cada persona expresa lo que siente y como lo siente. Es lo que propicia que el Baile del Tambor sea un baile cambiante y dinámico, que implica una creatividad corporal y una actitud gestual y en cierto modo un estado psíquico, esa jiribilla que siente la persona para participar en el mismo.

El Baile del Tambor es un baile mixto por parejas: hombre-mujer o mujer-mujer. Un hombre saca una mudanza y la mujer trata de imitarlo o bien es la mujer la que saca la mudanza y el hombre es el que tiene que imitarla. Romper la pareja es cuando un hombre releva a otro en el baile. La mujer es la que permanece, puede bailar con muchos hombres. En la memoria colectiva existen unas mudanzas que conservan el nombre de la persona que las creó o las circunstancias en que nacieron. A esto se suman las invenciones y las adaptaciones personales. A partir de unos pasos básicos se produce una evolución hacia lo personal dentro de un contexto coreográfico. Antiguamente podía reconocerse el pueblo de procedencia del bailador por las mudanzas que interpretaba. Cada bailador tiene la libertad de inventar cuantas mudanzas sea capaz, con la única limitación de que vaya acoplado (en sincronía) con el toque del tambor y el repique de las chácaras. Tiene que existir una armonía entre las chácaras, el tambor, el pie y el romance.

En cuanto al tempo y baile, existen diferencias según las zonas. En líneas generales en el suroeste (Valle Gran Rey, Arure, Chipude, Alajeró,...) consideran que tocan más tranquilos ya que así es mejor para bailar y aguantar más tiempo dentro del proceso del Baile del Tambor, mientras que en la zona del Norte van más ligeros (tocan más rápido).

Existen dos maneras de manifestarse el Baile del Tambor: el Baile en Redondo y el Baile de Procesión.
En el Baile en Redondo

El Baile de Procesión
se trata de un baile de filas enfrentadas en parejas hombre-mujer o mujer-mujer que van bailando delante de la imagen del santo o virgen en cuestión (o del Ramo). Las procesiones tienen sus propias mudanzas, que en general suelen ser más pausadas dada la larga duración de las mismas y por tanto el tiempo que hay que estar bailando. El folklore de tambor al quedar relegado de otros ámbitos encontró su reducto en el baile de procesión (siendo actualmente el más conocido fuera de La Gomera).

Este artículo continúa aquí.

Noticias Relacionadas
Comentarios
Martes, 07 de Mayo de 2013 a las 14:23 pm - Pepi

#12 Estaba genial desde los ojos del profano que soy

Martes, 07 de Mayo de 2013 a las 14:21 pm - Juanita

#11 Eyyy eso estuvo muy bienn!!!

Miércoles, 23 de Febrero de 2011 a las 01:43 am - dayana

#10 wuaoo q informacion muchas graciasss.....xd

Sábado, 21 de Febrero de 2009 a las 19:50 pm - Jose.Martín Glez.

#09 Excelente trabajo, muy bien ilustrado. Es necesario personas como ustedes que sigan este camino de nuestro encantador e internacional folclore canario. Mantengamoslo..¡¡¡Felicidade!!!

Martes, 30 de Octubre de 2007 a las 21:21 pm - perenquendelastejas

#08 Muy interesante todo lo que he visto en esta pagina felicidades por el trabajo un saludo desde la asociacion cultural La Guancheria, Tenerife

Miércoles, 04 de Julio de 2007 a las 15:49 pm - Maria Perez

#07 Es una informacion muy concreta, me gusta mucho y facil de entender me parece un excelente trabajo... FELICITACIONES!

Martes, 26 de Junio de 2007 a las 21:58 pm - JUAN MANUEL VISCALLA GUTIERREZ

#06 QUIERO FELICITARLOS POR SU INFORMACION ME PARECIO MUY INTERESANTE Y PROBECHOSA, ESPERO SIGAN ASI...

Martes, 26 de Junio de 2007 a las 21:52 pm - ANDRY ROMERO

#05 EXELENTE LA INFORMACION DEL TAMBOR ES ASOMBROSO LO QUE HIZIERON LOS FELISITO ME ENCANTO ESPERO QUE SIGAN ASI!....

Lunes, 11 de Abril de 2005 a las 15:07 pm - amazigh

#04 muy bueno , defendamos a muerte nuestra cultura que se la estan cargando ¡joder!

ahul

Sábado, 09 de Abril de 2005 a las 22:48 pm - Mari Carmen García

#03 Felicidades a la gente de Guadá, están haciendo un trabajo que creo que no son, ni somos conscientes de su valor. Un fiel admirador.

Sábado, 09 de Abril de 2005 a las 18:16 pm - Un canario orgulloso

#02 Quería felicitar a los autores del escrito, sobre el tambor de la Gomera, por ser capaces de explicar de una forma tan escueta una joya etnográfica como es el baile y toque del tambor gomero. He tenido la suerte de ver el grupo de Chácaras y tambores de Guadá en directo y no sólo te hacen sentir orgulloso de ser canario sino que al comprobar la juventud de sus miembros garantizan que el folklore gomero continuará vivo durante muchas década. ¡Enhorabuena!

Viernes, 08 de Abril de 2005 a las 00:36 am - perera

#01 Asombroso. Desde los ojos del profano que soy, me asombra por un lado esta manifestación musical (carne de gallina) y, por otro, cómo me ha hecho ver este texto parte de mi gusto ante esta música. Gracias.

Cantos de trabajo en el este de Gran Canaria. XI Jornadas de Estudio sobre Folclore, 2013. La Pardilla-Telde

Juan José Santos (AF Echentive)