Revista nº 946
ISSN 1885-6039

Ecomuseo de El Tanque: el verdadero Museo del Mundo Rural Canario.

Jueves, 17 de Febrero de 2011
Redacción BienMeSabe
Publicado en el número 353

El Ecomuseo de El Tanque (Tenerife), con una extensión de 11 hectáreas, forma parte de los proyectos emblemáticos puestos en marcha por la Corporación Insular en la Isla Baja. Una vez culminadas las obras del aparcamiento, se trabaja en estos momentos en la fase final del caserío y adaptación de los terrenos para la ubicación de un campo de arrastre de ganado junto al camino de acceso al caserío. Esta nueva actuación cuenta con un presupuesto que supera los 41.140 euros y consiste en una plataforma de geometría rectangular accesible desde el camino y que permite la conexión para el uso de carretas tiradas con bueyes.

 

Entre los objetivos de esta infraestructura destaca la recuperación de la zona de cultivos en unos 38.000 m2 de terreno donde se han plantado diferentes variedades de cereales, leguminosas y las 152 variedades de papas antiguas de Canarias. Estas labores facilitarán la adecuación de los terrenos para el fin previsto a través de sistemas de rotación de cultivos. Asimismo, suponen el punto de partida para convertir este enclave en un complejo único donde acercar a la población las particularidades del ámbito rural.

 

En cuanto al Caserío, en avanzado estado de ejecución, culminará con la dotación interior y carpintería. Este enclave está integrado por viviendas, eras y zonas de cultivo como claro referente del patrimonio arquitectónico existente en el Parque Rural de Teno.

 

El proyecto de restauración del Caserío se ha estructurado en varios módulos que corresponderán a la ubicación futura de una cocina tradicional, taller de gofio y aromaterapia, tasca, sala de degustación, vestíbulo de acceso al caserío y gañanía, habilitada esta última como sala de exposiciones. El siguiente módulo consta de una vivienda tradicional compuesta de cocina, sala, dos habitaciones con su patio de acceso y adosada a ella el taller de cestería y telares, el taller de piedra y metal y el taller de cerámica con su respectivo horno en el exterior. Otro de los módulos corresponde a un conjunto formado por un cuerpo de almacén y una edificación que se utilizará como espacio único para la tienda. El último módulo, que constituye el sótano, se utilizará para la ubicación de los aseos, oficinas, almacén, área de recogida selectiva de residuos, etc.

 

En cuanto a los espacios exteriores, se habilitarán para la realización de actividades populares, mercadillo con los diferentes productos que se cultiven en la zona y otros eventos. En función del programa de usos se podrá utilizar esta zona para que determinados días al mes los campesinos pudieran incorporarse al mercadillo. De esta forma el patio del caserío no perdería su carácter museístico estableciéndose una relación directa entre artesano-agricultor y visitante y garantizando además el comercio eventual del campesinado en los espacios anexos al caserío.

 

Acceso y aparcamiento. En cuanto al acceso y aparcamiento del Ecomuseo, la actuación ha consistido en la ejecución de la rotonda existente situada en la carretera 373, mediante la vía de acceso y una superficie explanada para el estacionamiento de vehículos, tanto turismos como guaguas. La capacidad de acogida de dicho aparcamiento es de 40 turismos y seis guaguas. Esta actuación, junto con el cerramiento y la próxima acometida eléctrica de todo el Ecomuseo, está incluida en el eje 1 del proyecto Teno 2015 (Tenerife-Noroeste) para el fomento de un desarrollo endógeno de esta comarca cofinanciado por la Comisión Europea con cargo al FEDER.

 

Programa museístico. Con el proyecto se pretende crear un museo interactivo. Por un lado se pretende recuperar el caserío como testimonio dinámico de la vida tradicional isleña y, por otro, como complemento, se creará el centro de visitantes que dispondrá de de diversas salas donde mostrar el patrimonio etnográfico y aulas taller que sirvan para ampliar la oferta educativa con programas de educación medioambiental. El conjunto se completa con un sistema de rutas a través de las zonas de cultivo y ganadería.

 

Actividades a desarrollar. Las actividades que se desarrollarán en el Ecomuseo serán productivas y de educación medio ambiental.

 

- Actividades Productivas: Agricultura, Ganadería, Artesanía, producción, exposición y venta de los productos del Ecomuseo. Existirá además un mercadillo donde se venderán los productos de la comarca con lo que se pretende incentivar la economía local creando así un elemento atractivo tanto para el público en general como para la gente del municipio.

- Educación Medio Ambiental: Su función será la de sensibilizar al público sobre la necesidad de conservar el patrimonio natural y cultural, propiciar el aprendizaje de las tradiciones y forma de vida agrícola, difundir las características del Parque Rural de Teno, etc.

- Actividad Informativa: Estará dirigida a diferentes tipos de público (población general, escolares y sector turístico). Tendrá carácter interactivo a través de talleres, aulas didácticas y de las actividades cotidianas realizadas dentro del ambiente rural del Ecomuseo en diferentes periodos del año, así como las correspondientes exposiciones temáticas realizadas.

- Rutas guiadas: Se encargarán de encauzar al visitante hacia diferentes recorridos temáticos a la vez, de tal forma que se pueda ofrecer a varios grupos organizados alternativas temáticas según recorridos. Se desarrollarán dos tipos de recorridos: dentro y fuera del Ecomuseo.

. Recorridos dentro del Ecomuseo: Habrán diferentes recorridos temáticos atendiendo a un aspecto en concreto: recorrido por los talleres artesanos, gastronómico, por los bancales de cultivo, por el vivero, recorrido de la ganadería, de los frutales o de las eras.

. Fuera del Ecomuseo: Se incentivará el conocimiento del medio rural con excursiones a través de los senderos exteriores que pueden ofertar al visitante un esparcimiento más extensivo y de mayor disfrute de la naturaleza.

- Talleres Didácticos: Las actividades agrícolas y ganaderas que se realicen en el Ecomuseo servirán para organizar talleres didácticos con los visitantes para dar a conocer todas las tareas realizadas diariamente por el agricultor, como el cultivo y cuidado agrícola, elaboración productos lácteos (tipos de leches, ordeño de animales, elaboración de quesos, cuajadas, elaboración de otros productos: la miel y su proceso de elaboración, el gofio y su producción, la elaboración del pan, el secado de higos, repostería canaria, etc.).

- Talleres de la Naturaleza: Los visitantes aprenderán cómo se planta un árbol, plantar semillas, diferentes especies de la laurisilva y a apreciar los valores del paisaje natural exterior al Ecomuseo fomentando la reforestación de las zonas próximas con el vivero, etc.

 

Actividades de esparcimiento. El Ecomuseo cuenta con diferentes lugares para el desarrollo de actividades de esparcimiento, tanto áreas donde destinar un uso más intensivo, siempre controlado, y otros a través de los senderos que pueden ofertar al visitante un esparcimiento más extensivo y de mayor disfrute de la naturaleza. El Ecomuseo dispone de una red de senderos que conectan prácticamente todo el recinto. Existen, además, zonas adecuadas fuera del Ecomuseo para la posible instalación de lugares de alojamiento en albergue y áreas de esparcimiento.

 

El objetivo es fomentar el concepto de paisaje como primer valor cultural, cuyo uso puede generar los recursos precisos para atender a su preservación. Dentro de esta línea, se pretende mantener un comprometido equilibrio con el medio ambiente, procurar la regeneración de las piezas de patrimonio paisajístico aprovechando sus recursos ambientales y potenciando sus valores, permitir la renovación de la vida y usos del territorio y dotar de un valor social a cualquier intervención particular en este campo, entre otros.

 

El discurso principal del Ecomuseo se centrará en explicar la construcción social del paisaje de las Medianías, así como sus principales cultivos y aprovechamientos. Destacará, especialmente, el profundo conocimiento que el agricultor canario ha tenido siempre de su entorno, que se manifiesta en la riqueza de cultivos y técnicas agrícolas y ganaderas que ha sido capaz de desarrollar.

 

Por tanto, los protagonistas del Ecomuseo son los vecinos de El Tanque y todos los hombres y las mujeres que han construido el paisaje rural de nuestras Islas. Sus conocimientos han sido el motor que ha impulsado la evolución de estos paisajes y sus vivencias han quedado reflejadas en una rica tradición cultural.

 

Más que la mera exaltación del pasado, el Ecomuseo deberá ofrecer una proyección hacia el futuro contada a través de las personas. Se concibe, por tanto, como un museo vivo, un espacio al servicio de las necesidades de la comunidad local y capaz de contribuir a su desarrollo.

 

 

Noticias Relacionadas
Comentarios