Revista nº 753
ISSN 1885-6039

JIMÉNEZ SANTANA, Juan (1940-).

Martes, 25 de Septiembre de 2018
Jorge Rodríguez Padrón
Publicado en el número 750

Poeta n. Carrizal de Ingenio (Gran Canaria). Pasa su infancia y juventud en relación directa con el mundo rural del sur de Gran Canaria, memoria de convivencia y sabiduría que sustenta su personalidad intelectual y su obra poética. Junto a ello, la lectura de la Biblia hebrea y las noticias de prensa.

 

1955, pasa a residir en Las Palmas de Gran Canaria, en donde comienza estudios en la Escuela de Comercio, que no concluye. Contactos con la militancia política y cultural de esos años. Comienzo de su dedicación a la poesía (Carrizal, 1957). De nuevo en Las Palmas (1960), conoce los San Borondón. Pliegos graciosos de poesía*, que coordina Manuel González Sosa* y participa en un homenaje a Saulo Torón*. 1961, se integra en el grupo Atlántico, junto a Manuel González Barrera*, Pedro Lezcano*, Sergio Ruano y Domingo Velázquez*, donde se gesta la antología Trasmayo al fondo. Mantiene contactos con los escritores y artistas del Neo-Tea*. En 1961 pasa a Melilla, donde cumple el servicio militar. En el mismo año, lectura en la Sociedad La Fraternidad, de El Carrizal, en la exposición que reúne obras de Rafaely, Felo Monzón, Lola Massieu o Jane Millares. Empieza a escribir los poemas que integrarán sus dos primeros libros. Tras la estancia en Melilla, vuelve a la militancia política y cultural, esta vez en el grupo Latitud 28, con Toni y José Luis Gallardo* y Manuel González Barrera. En 1963 y 1964 ponen en marcha las Caravanas de la Cultura. 1965, se incorpora a su trabajo administrativo en una compañía aérea nacional. En 1966, participa en la formación del grupo Poesía Canaria Última* y participa en las lecturas públicas preparatoria de la antología del mismo título, así como en el fallido homenaje a César Vallejo, en la Biblioteca Pública de Las Palmas de Gran Canaria. Y en el homenaje a Pedro García Cabrera, en la Universidad de La Laguna (Tenerife), en 1969. Se radicaliza su militancia política, al tiempo que entra en conflicto con la ortodoxia y el abstraccionismo frente a la tradición cultural de las Islas. Año 1970: viaja al Cono Sur y conoce de primera mano los movimientos de liberación del Tercer Mundo. Abandona la militancia hacia 1970 y comienza un período de aislamiento que solo rompe en contadas ocasiones: su participación en la Semana Canaria de 1975, en Málaga, y en el Primer Congreso de Poesía Canaria (Universidad de La Laguna, 1976), con una ponencia que resultaría polémica: "La función del creador en el momento actual de cara a la transformación de la sociedad en Canarias". O con la lectura que ofrece en el encuentro La Laguna en poesía (Tenerife, 2005). A partir de 1976 cursa en la universidad tinerfeña la carrera de Geografía e Historia, para alcanzar la licenciatura en la segunda disciplina pocos años después. A partir de 1980, de nuevo un largo período de silencio público desembocará en el estudio y reflexión sobre disciplinas como la historia y la filosofía, la herencia judía y el hebreo y el griego antiguos. Entre 1961 y 1966 escribe Juan Jiménez los libros fundamentales de su primer período: Para bajar con las palabras a la humillación (1965), que circularía clandestinamente con el título de Mitin sobre España, La canción necesaria con María C (1966), Poemas señalados con el signo mas por el odio y el rencor en contra (1970), Y no es por el peso del sol por lo que cae (1973) e Itinerario en contra (1975) que, en 1980, reuniría en un volumen con este mismo título. En 1999 aparecerá su último poemario conocido: Epigramas.

 

 

Comentarios